WWW.CAPITALFM.MX

Teléfono en cabina: 
|

Viernes 28 de febrero 2020

Los responsables del fallo de los Oscar: Brian Cullinan y Martha Ruiz, los custodios de Pricewaterhouse

capital-fm
Los responsables del fallo de los Oscar: Brian Cullinan y Martha Ruiz, los custodios de PricewaterhouseFoto:

“It’s no joke, it’s no joke” (“No es broma, no es broma”) repetía un aturdido y conmocionado Warren Beatty. Jordan Horowitz, productor de ‘La la land’ le había arrancado de las manos el sobre con el nombre de la película que había sido elegida por la Academia de Hollywood como la mejor, ‘Moonlight’. Nadie se lo creía. Todos señalaban a los protagonistas de ‘Bonnie & Clyde’, Beatty y Faye Dunaway, como los culpables de un error que en las 89 ediciones de los Oscar nunca se había producido. Nunca se había dado por error el premio de mejor película a la que no lo era.

Las redes sociales, la propia organización, que miraban a Beatty como si del mimísimo Lucifer se tratara, el modo en que Horowitz le quitó el sobre, las caras del elenco de ‘La la land’, la de todo Hollywood… Todos señalaban a los dos actores como los culpables de un broche final vergonzoso. La realidad, era otra muy distinta, ellos no fueron los culpables.

Para entender que sucedió exactamente y por qué Dunaway dijo ‘La, la land’ en lugar de ‘Moonlight’ hay que explicar cuál es la dinámica de la gala y de los Oscar.

Desde hace 70 años, el martes previo a la gala, la Academia de Hollywood entrega las votaciones con los nominados a la auditora PricewaterhouseCoopers. Ella es la encargada de hacer el recuento y de custodiar las 24 tarjetas de los premiados que entregan a dos miembros de la consultora que también serán los responsables de meterlas en los sobres de cada categoría y de entregarlos al que vaya a presentar cada premio. Ellos son Brian Cullinan y Martha de la Torre Ruiz, ambos ligados a PwC desde hace décadas y expertos en la noche de los Oscar.

Cullinan y Ruiz no sólo son los únicos que saben los nombres de los que serán premiados sino que, además, tienen la tarea de entregar el sobre el correcto de cada categoría y en el momento que corresponde. Según explicó Cullinan hace unas semanas a Medium, cada uno tiene 24 sobres que entregarán colocados en cada extremo del escenario. Es decir, si Leonardo DiCaprio, encargado de entregar el premio de mejor actriz en esta gala, sale por el lado izquierdo, es el del lado izquierdo el que le dará el sobre con el premio, mientras el del otro lado lo desechará.

“Los productores deciden cuál será el orden de los premios. Cada uno de nosotros tiene un juego completo de los sobres con los premios. En mi maletín tengo los 24 sobres, mi compañera tiene otros 24. Estamos de pie en lados opuestos del escenario, fuera de pantalla, durante toda la noche. No parece muy complicado, pero hay que asegurarse de que se está dando el sobre correcto al presentador”, afirmaba. Por lo que parece, el error estuvo aquí.

Los encargados de presentar el premio a la mejor película, Beatty y Dunaway -en honor a los 50 años de ‘Bonnie & Clyde’-, recibieron, por tanto, el sobre equivocado. Exactamente, recibieron el sobre del premio anterior, el del mejor actriz, lo que explica por qué Emma Stone, que fue la galardonada, tenía su sobre una vez había recibido el Oscar. Siempre hay dos sobres, el que se da al presentador y el que se deshecha.



cover
00:00 00:00